Friday, July 14, 2006

Espacios húmedos



Arenas Calientes

El regalo del espacio sagrado,
allá donde el hombre puede fundirse
y la mujer abrirse.

Esa mar invitadora e incitante,
espumas que son como besos,
olas que asemejan caricias...
y el silencio de la rompiente,
desgarrador y único.

Cuerpos al sol.
Abandono.
Fusión con el todo.

El cuerpo se entrega
cerrando los ojos y oídos al mundo
en un torbellino sensual.

Emerge el ser profundo
de sus antiguos recovecos
para explotar al amparo del sol.

Si ayer la luna en su gozoso misterio,
en su inquietante penumbra,
quien me clavaba goces inauditos,
hoy es su hermano-sol quien me cubre
-carne y sentido-,
me goza y me entrego,
agradecida.

La Alquimista

1 Comments:

Blogger Monica Botana said...

Bellísimos los seis...transmiten un fondo de dolor nostálgico, profundo. Recordar...es bueno recordar, pero ¿todo?, ¿todo el tiempo?...si tanto duele, si se estrecha tu garganta y se encoge el corazón, guárdalos y sal a respirar, que para llenar un vaso de agua fresca es necesario vaciarlo primero...bellísimos, los seis...

9:37 AM  

Post a Comment

<< Home

ecoestadistica.com